sábado, 17 de enero de 2009

WE CAN...

video

Podemos cuando te miras y te sientes en algún Espejo que te guste, que te fíes de él que no reflejará lo que no eres, lo que no piensas ni lo que no sientes. A esa persona que te encontrarás, cada cual a sí misma, sí que le puedes cambiar de arriba abajo.

Desde fuera te pueden ayudar, te pueden señalar una dirección, un camino, te pueden reflejar como si fueran espejos, te pueden provocar una nueva idea o nuevos pensamientos, sensaciones nuevas, otras que tenías olvidadas o rechazadas, pero nada de esto ni más, harán que cambiemos si no ponemos voluntad personal en ello, si no queremos hacer ese cambio por las razones que fueran y preferimos seguir como hasta ahora.

Todo me refleja porque en todo me veo. Todo es un espejo donde podemos vernos, un espejito de bolso o de bolsillo, el otro más grande que es el del armario, en los cristales del coche o en los escaparates, a ver qué guapa estoy, a ver qué guapa voy, a ver qué guapa me ven, como si cada persona nos viera de igual manera. Sabiéndolo, hay quien se encuentra mirando al cielo, al azul inmenso o a las nubes que lo cruzan o lo tapan, o también recorriendo con la mirada las miles de estrellas que puede ver y las millones que imaginas aunque no las veas. Miremos donde miremos, nos busquemos donde nos busquemos --incluso con los ojos cerrados en postura de loto, de txibirita o de tumbada--, lo importante es lo que piensas y sientes desde que decides buscarte hasta que decidas que te has encontrado.

2 comentarios:

Lovely dijo...

uffffffff, buscarse uno mismo es lo más cansado que hay, pero lo más divertido y doloroso a veces. Claro que cuando te encuentras, si te gutas, ya es la leche, jajjjaa.

Nos llegamos a encontrar del todo realmente?? Yo lo dudo, porque aunque nuestra forma de pensar y de ser y de sentir no puede cambiar de forma radical de la noche a la mañana, lo cierto es que el ser humano evoluciona. Bueno, hay gente que no evoluciona nunca y que tiene el mimo planteamiento que el hombre de Cromagnon , pero ese es otro tema. Digamos que una persona en condiciones normales evoluciona acorde con las experiencias y lo que le toca vivir.

Yo solo puedo hablr por mi, y tdavía no se hasta dónde me conozco. Día a día me sigo sorprendiendo en muchas cosas que sí noto que han cambiado en mí. Algunas me sorprenden favorablemente, casi todas. Y luego también veo que por más que me esfuerce hay otras cosas que no cambian, y puede que no cambien jamás. Por supuesto, hay otros aspectos de mí que no me gustaría que cambiaran nunca, pero vete a saber qué pasará.

Así que día a día voy conociendome un poquito, o eso creo,y me levanto y pienso, a ver qué descubro hoy. Y casi siempre descubro algo si le pongo atención y ganas.

Yo creo que la clave del éxito personal es estar bien con un@ mism@, sentirse cómodo en su piel y en sus zapatos. Cada persona tiene unos ideales o unos principios, y evidentemente no son los mismos para todos, así que no no podemos medir por el mismo patrón. Hay gente a la que le da mucha seguridad tener determinada marca de coche y otras a las que un coche les importa un pimiento y solo de dan el valor que le dan, es decir el de que me traslade de un punto a otro. Gente que necesita que lo vaqueros que lleva sean de marca o a la última moda, y otros que buscan solo la comodidad.... podría estar dos horas poniendo ejemplos, pero creo que ya se me ha entendido lo que quiero decir.

Pues eso, que cada mochuelo a su olivo, y que cada uno se guste de la manera que más le guste ya sea con la cabeza amueblada (aunque los muebles sean de Ikea), con valores espirituales, materiales o lo que cada uno quiera. A mi plin, mientras no se metan conmigo y me dejen a mi bola!!

Lovely dijo...

¿Te e dicho alguan vez que me encantala música que pones??? pues te lo vuelvo a decir.